DIEZ CONSEJOS PARA HACER FELIZ A TU PERRO

Del mismo modo que nuestra dicha, la de un perro radica en cosas muy simples.

Un techo, comida, agua y aprecio pueden ser suficientes a fin de que un perro se sienta bien. No obstante, te sugiero que vayas un tanto más allí con esta lista de consejos a fin de que tu perro esté contento junto a ti y en especial satisfecho.

Consejo 1: De qué forma satisfacer las necesidades de tu perro

A fin de que tu perro medre, ha de ser capaz de satisfacer ciertas de sus necesidades esenciales, como las necesidades primarias (y obvias): comer, tomar y dormir. Vamos a ver en el futuro de qué manera ofrecer a tu perro el mejor sitio para dormir y la mejor dieta para darle.

Además de esto, tu perro tiene las llamadas necesidades “sociales” que debe satisfacer. No son tan “obvias” como las necesidades primarias de muchos dueños de perros, y eso es una lástima. En verdad, tu perro es un animal sociable, precisa descubrir cosas nuevas de manera regular y conocer a sus otros amigos perros tan frecuentemente como resulte posible.

Para estar seguro de que estás satisfaciendo apropiadamente las necesidades sociales de tu cachorro, debes sacarlo de tu casa todos y cada uno de los días a lo largo de por lo menos treinta minutos. Tenga cuidado, esto no solo se aplica a los perros que viven en pisos, asimismo se aplica a los perros con jardín. Y sí, tu perro conoce tu jardín de memoria, conoce cada rincón y cada fragancia, conque debe ofrecerle un gasto olfativo estimulante y diario. Frecuentemente le digo a la gente que viene a verme que, si bien tengan un jardín, deben actuar tal y como si estuviesen viviendo en un piso. Cuando este es el caso, nos semeja incomprensible no sacar a nuestro perro cuando menos un par de veces al día, puesto que cuando tenemos un jardín, habría de ser lo mismo.
Entonces, como es natural, tu perro ha de ser capaz de conocer a sus compañeros con la mayor regularidad posible y cada encuentro ha de ser vivido de una forma positiva. Si no está seguro de la sociabilidad de tu perro, no dude en ponerse en contacto con un entrenador de perros que pueda darle más información sobre el carácter de tu perro. Además de esto, a fin de que la asamblea sea un éxito, es preferible al comienzo favorecer las asambleas de perros de sexos opuestos y de tamaño afín.

Para finalizar, tu perro tiene las llamadas necesidades “seguras”. De hecho, tu perro debe poder sentirse seguro a tu lado y para esto, debe ofrecerle una rutina, un ambiente de vida y límites a fin de que tu perro tenga plena confianza en . Le voy a dejar descubrir todos los próximos consejos que le van a ayudar a satisfacer estas necesidades de seguridad.

Consejo 2: Ofrecer una buena dieta

Primeramente, tu perro debe poder comer solo y en menos de quince minutos. Jamás deje comida en autoservicio, en especial si le da a tu perro comida seca. Comprenderá que si tu perro come un tanto a lo largo de todo el día, va a estar continuamente en un periodo de digestión y se expondrá a padecer un malestar estomacal a lo largo de los gastos mayores. Además de esto, si le das croquetas a tu perro, el tiempo de digestión es de cinco horas (larguísimo, ¿no?), ¡conque imagina si come todo el día! Ofrécele un buen pienso para perros

Además de esto, siempre y en toda circunstancia has de estar a la iniciativa de los recursos de tu perro, y naturalmente el alimento es uno de ellos, asimismo es tu primordial recurso. Por consiguiente, el hecho de que lo nutras en autoservicio no te transforma en un iniciador.

Para finalizar, jamás nutra a tu perro cuando esté en la mesa, esto podría animarle a limosnear y, desgraciadamente, podría provocar problemas médicos si lo que le da no es conveniente.

En el momento de charlar de lo que es conveniente o bien no, no entraré en una lista de lo que puedes o bien no puedes dar, mas ten presente que si le ofreces croquetas a tu perro: jamás las adquieras, NUNCA digo, en los supermercados, prefiero las tiendas especializadas. No necesariamente ir a marcas conocidas pues no es una garantía de calidad, créeme. Lo único que hay que tomar en consideración en el momento de adquirir las croquetas es tu composición, es indispensable que el primer comestible que se indique sea: ¡carne! Y solamente!

Para finiquitar con este punto, no dude en solicitarle a tu veterinario consejo sobre la dieta más conveniente para tu perro.

 

Consejo 3: Plantee actividades apropiadas

Jamás dude en sugerir actividades que satisfagan las necesidades y también instintos de gasto de tu perro. Cualquier perro de cualquier raza precisa correr, hacer ejercicio, mental y olfativo. Utilice tu imaginación para hallar siempre y en toda circunstancia juegos y actividades que complazcan a tu perro y sobre todo que le dejen satisfacer sus necesidades y también instintos (en dependencia de lo que prefiera: correr con , nadar, continuar, arrastrar, etcétera).

Pienso particularmente en todos y cada uno de los perros de trabajo que se han transformado durante los años en verdaderos perros de compañía, como los perros pastores (Pastor Alemán, Border Collie, Pastor Australiano, etcétera), los perros de caza (Braque, Pointer, Beagle, etcétera) o bien los llamados perros primitivos (Husky, Malamute, Samoyède, etcétera): todas y cada una estas razas son muy singulares por el hecho de que han sido “creadas” para un objetivo muy concreto y para una utilidad concreta. Cuando se adopta un perro de una raza de trabajo o bien de una raza particularmente, siempre y en todo momento es preciso informarse por adelantado sobre las necesidades y también instintos de esta raza de perro para hacer feliz a tu porvenir perro y, sobre todo, para dejar que florezca a tu lado. Tenga presente que un perro de trabajo que continúa encerrado en un piso o bien jardín todo el día no va a ser un perro feliz!

Consejo n°4: tu cesta = tu zona de cobijo

Debe ofrecer a tu perro tu sitio, tu sitio, tu cesta a fin de que se sienta como en casa con . Un perro que no tiene una canasta no halla tu sitio y se expone a quedarse de cuclillas en el sofá en un largo plazo y jamás va a estar verdaderamente cómodo y apacible sin tu sitio.

Aún hay que proseguir ciertas reglas en el momento de instalar la cesta de tu perro: debe hallar un sitio que no sea demasiado estratégico, esto es, en el centro de la habitación, a la vera de una puerta o bien en la parte inferior de una escalera. tu perro ha de ser capaz de estar sosegado allá, en verdad, si hay incesantes idas y venidas, tu perro jamás se va a sentir en paz. Por tanto, ponga preferentemente la cesta de tu perro en una esquina de la sala de estar.

Además de esto, jamás moleste a tu perro cuando esté en tu cesta (¡más todavía si es para castigarlo!). Esta zona es tu zona de cobijo, donde sabe que puede estar sosegado y que no le molestaremos. Por tanto, debes respetar este espacio llamándolo a ti en vez de ir a verlo en tu cesta si deseas acariciarlo o bien solicitarle algo.

Para ciertos perros, el empleo de una caja de transporte en vez de una cesta va a ser más apropiado pues tu perro se va a sentir más seguro merced a los laterales y al techo. Es una gran idea cuando tienes hijos por el hecho de que cuando el perro duerme, puedes cerrar la puerta a fin de que los pequeños no vengan a incordiarle.

Consejo 5: Establezca una rutina

Para ciertos perros, una rutina es precisa para dejarles un equilibrio en tu vida y en tu relación con los humanos. En verdad, se aconseja una hora de comida regular, un ritmo diario de travesía y sesiones de juego regulares.

Cuando en el momento de el alimento, le recomiendo que le dé tu ración de noche a fin de que tu perro pueda digerirla reposadamente. En todo caso, tu perro debe salir una hora tras el alimento para poder hacer tu trabajo. Tenga cuidado, la hora tras el alimento ha de ser sosegada y sosegada, no se trata de arriesgar un malestar estomacal.

En lo que se refiere al ritmo del camino, no dude en caminar a tu perro múltiples veces al día y localizar diferentes lugares a fin de que tu perro siempre y en todo momento pueda descubrir nuevos olores. Les invito a leer nuestro artículo sobre paseos para sugerirles paseos perfectos!

Y para finalizar, en lo que se refiere a las sesiones de juego, de la misma manera que en el caso de el alimento, ha de estar a la iniciativa al comienzo y al final de cada una de las sesiones a fin de que tu perro no tenga una demanda incesante. Además de esto, detenga la sesión tan pronto como tu perro se excite demasiado, esto le dejará aprender el autocontrol y supervisar tu frustración.

Consejo 6: Pasa tiempo con ella

No se trata de tener un perro a fin de que puedas tener un perro. Cuando adoptas un perro, eres responsable de ello, no es solo un juguete de peluche para agradar a los pequeños o bien para hacerte compañía. Te lo debes a ti, y le debes a él cuidar de él. Pienso particularmente en los dueños de múltiples perros: no vacilen en dedicarles tiempo individualmente para robustecer siempre y en todo momento tu relación con cada uno de ellos de ellos.

Consejo 7: Permítale estar ocupado cuando esté solo

El peor oponente de un perro prosigue siendo el tedio! En verdad, si trabajas todo el día, no vaciles en sugerir actividades para tu perro a fin de que pueda hacer ejercicio, mental y olfativo en tu ausencia. Te invito a de forma encarecida que leas nuestro artículo que te da todos y cada uno de los consejos que precisas para sostener a tu perro ocupado cuando está solo.

Además de esto, jamás olvide pasar bien a tu perro ya antes y tras cada ausencia. Vas a ver que esto le va a hacer estar más sosegado y más satisfecho.

Consejo 8: Enséñale siempre y en todo momento cosas nuevas

El entrenamiento de un perro no es solo a lo largo de los primeros seis meses, sino más bien durante tu vida. De la misma manera que , los perros siempre y en todo momento están sedientos de aprender cosas nuevas y esto les deja gastarlas intelectualmente y estimularlas siempre y en toda circunstancia. No hay nada mejor para educar a tu perro nuevas direcciones que hacerlo a través del juego. Siéntase libre de leer nuestro artículo que explica de qué forma instruir a tu perro trucos.

Consejo 9: Aprende a comprender a tu perro

Es esencial saber leer a tu perro y entender sus posturas. La comunicación es esencial en una relación y no te enseño nada (espero!!!!!!): los perros no charlan, mas se comunican a tu forma con muchas posturas y actitudes que en ocasiones valen más que mil palabras. Depende de ti descifrarlas y obrar en consecuencia.

Consejo 10: Sencillamente ámalo

El último consejo es seguramente el más simple, mas el más esencial! Mas imagino que requerirá poquísimo esmero por tu parte! No hay nada peor que sentirse demasiado o bien demasiado excluido, ¿cierto?? Bueno, para tu perro es exactamente lo mismo. Va a sentir tu molestia o bien irritación si es el caso. Recuerde que los perros son esponjas muy emotivas. Un perro solo desea ser amado y cuidado. Merced a todos estos consejos, está ya listo para satisfacer las necesidades de tu perro y hacer de él el perro más feliz de todos y cada uno de los tiempos.